El sueño es ahora (The dream is now)

LAURENE-articleLarge

Si usted creció sin documentos en Estados Unidos, usted no tiene derechos, es considerado “ilegal”.

Los jóvenes que no tienen documentos tampoco tienen libertad de trabajar en sus carreras (con lo que ni siquiera pueden pagar lo que les costó la universidad), y tienen que trabajar como “ilegales” haciendo cualquier cosa.  ¿Por qué no aprueban el Dream Act, por qué los castigan? ¿Qué se supone que tenían que haber hecho? ¿Decirle a los cinco años a sus padres “yo no quiero emigrar, déjenme aquí que yo no quiero ir a Estados Unidos ilegalmente”? ¿O agarrar un avión a los 10 años para devolverse solos a los países de sus padres?

Su patria es Estados Unidos, es donde crecieron, pero no tienen ningún documento que lo certifique. No tienen seguro social, no pueden ni sacarse una licencia de manejar. Muchos ni hablan español (o el idioma de sus padres) y sus lazos sociales se encuentran en Estados Unidos.

Esos son mis pensamientos después de haber visto el documental The Dream is Now (video al final del post) promovido por Laurene Powell Jobs, la viuda de Steve Jobs, para hacer campaña en pro de la aprobación del Dream Act   (NYTimes Steve Job’s widow debuts in philanthropic stage).

¿Qué es el Dream Act? Según Wikipedia:

La Ley Dream1 del inglés: Development, Relief and Education for Alien Minors Act (Ley de fomento para el progreso, alivio y educación para menores extranjeros), también llamado El Dream Act (S.1545) o Acta del Sueño es un proyecto legislativo bipartidista, que se debate en el congreso estadounidense, junto a la Reforma migratoria, que daría un camino hacia la ciudadanía estadounidense a estudiantes indocumentados que hubiesen llegado a Estados Unidos siendo menores de edad.

El caso de la Sra. Powell Jobs me recordó un comentario que he oído unas cuantas veces, en medio de conversaciones que tienen que ver con personas de mucho dinero, que se dedican a organizaciones filantrópicas: “así es muy fácil, así cualquiera”. No, no creo que sea cualquiera, ni que sea fácil. Esa persona podría estar llevando su vida muy feliz sin mirar a los lados, sin mover un dedo; pero decidió actuar y eso es algo digno de reconocimiento, no de minimización. Segundo, ¿No estamos nosotros todo el día diciendo que no tenemos tiempo para nada? Pienso que una persona como la Sra. Powell Jobs no debe tener la agenda vacía, ni que le sobre el tiempo. Así que no creo que sea “fácil” dedicarse a organizaciones filantrópicas, o comprometerse con causas como la del Dream Act. Como dirían en Venezuela, me parece excelente que use sus poderes para el bien.

11991_10151570823989901_502722877_n

Estoy despierta … ahora a decidir si uso mis poderes para el bien o para el mal.

chicadelpanda.com

@chicadelpanda

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s